Objetivos

UNA EDUCACIÓN DE CALIDAD PARA LA CONSTRUCCIÓN DE UNA SOCIEDAD JUSTA

La educación constituye una variable clave en la consolidación de la identidad nacional, la formación de una ciudadanía democrática y el desarrollo de la competitividad sustentable de nuestro país. Estas dimensiones sólo pueden realizarse plenamente en el contexto de una sociedad donde la justicia social sea el principal objetivo. El Ministerio de Educación ha asumido esta concepción, según la cual el sentido último de la educación está dado por su contribución fundamental a la construcción de una sociedad más justa.


EL MARCO NORMATIVO

Durante la gestión 2003-2007, como resultado del consenso entre vastos sectores de la sociedad y de las principales fuerzas políticas, se sancionaron las leyes que orientan actualmente el sistema educativo nacional. Este nuevo marco normativo ha permitido definir a la educación como una prioridad nacional y sentar las bases para desarrollar una Política de Estado en la materia.

Entre las leyes que conforman este plexo normativo, se destacan: la Ley de Educación Nacional (Ley N° 26.206, 2007), la Ley de Financiamiento Educativo (Ley N° 26.075, 2005), la Ley de Educación Técnico Profesional (Ley N° 26.058, 2005), la Ley Nacional de Educación Sexual Integral (Ley N° 26.150, 2006), la Ley de Garantía del Salario Docente y 180 días de clase (Ley N° 25.864, 2003), la Ley del Fondo Nacional de Incentivo Docente (Ley N° 25.919, 2004) y la Ley de Protección Integral de los Derechos de las Niñas, Niños y Adolescentes (Ley N° 26.061, 2005).

Entre otros aspectos, este nuevo ordenamiento legal, establece las grandes orientaciones de la educación pública argentina: reconoce a la educación y el conocimiento como un bien público y un derecho personal y social garantizado por el Estado; fija la responsabilidad principal e indelegable del Estado en materia educativa; garantiza a todos los ciudadanos el acceso a la información y el conocimiento; define los fines y objetivos de la educación; fija las bases de organización y funcionamiento del Sistema Educativo Nacional; garantiza el financiamiento de la educación, estableciendo un porcentaje mínimo de inversión equivalente al 6% de PBI; protege integralmente los derechos de niños y jóvenes; fija las bases para la recuperación, fortalecimiento e inversión en la educación técnica y profesional y garantiza la financiación de los salarios docentes.

Se trata fundamentalmente de normas que tienen como principal desafío acabar con la fragmentación y la desigualdad que ha caracterizado a la educación en las últimas décadas y de situar al sector como un factor clave en la estrategia de desarrollo de nuestro país.

A este marco legal, se han sumado los resultados de más de cinco años de continuidad de políticas educativas activas, que han permitido recuperar el rol del Estado en la materia, superar el estado de emergencia y normalizar los parámetros nacionales y provinciales de funcionamiento del sistema educativo.

Se han reunido así, una serie de condiciones básicas, que posibilitan plantear seriamente el desafío de mejorar la calidad de la educación, condición imprescindible para el desarrollo nacional y el progreso sostenido de nuestro país.


OBJETIVOS GENERALES DE LA GESTIÓN EDUCATIVA 2008-2011

La presente gestión se ha propuesto impulsar decididamente el proceso de mejoramiento de la calidad de la educación, como un objetivo político de fondo.

La mejora de la calidad de la educación es una cuestión compleja que abarca diferentes dimensiones y que requiere, por lo tanto, ser abordada dentro de una estrategia integral, que permita transformar las condiciones en las que se imparte la educación y resolver los principales problemas imperantes.

Dicha estrategia integral contempla los siguientes ejes centrales que orientan la gestión del sistema educativo nacional:
(1) incrementar el financiamiento de la educación;
(2) garantizar las condiciones materiales de la educación;
(3) promover la inclusión educativa;
(4) mejorar la calidad de la educación:
(4.1) mejorar los procesos de enseñanza-aprendizaje en la educación obligatoria.
(4.2) transformar y mejorar integralmente subsistemas estratégicos de la educación