Inicio Publicaciones Prensa Noticias Sindicación de contenidos
 
 


Educación Secundaria
Orientaciones políticas 2004-2007


Recrear el vínculo pedagógico entre los docentes y los jóvenes

La ruptura del tejido social ha impactado fuertemente en los procesos educativos y en las relaciones intergeneracionales. Uno de sus efectos visibles parece ser la erosión del vínculo pedagógico que se manifiesta en el desencuentro de expectativas de docentes y de alumnos, a partir de la emergencia de nuevas identidades juveniles y de situaciones inéditas en las escuelas.

Las miradas y representaciones sobre los jóvenes en las escuelas dan cuenta del modo en que son interpelados en el cotidiano escolar y cuál es el lugar que se reserva para ellos. La persistencia de representaciones en torno a un estudiante con una identidad homogénea es una de las cuestiones que dificulta procesar las diferencias para vincularse de otras maneras.

Los jóvenes que se incorporan en la EGB 3, en la escuela secundaria o en el Polimodal, lo hacen portando una historia y un mundo propio que muchas veces no encuentra eco en la institución escolar. La propuesta pedagógica tiende a sostener a aquellos jóvenes que logran cumplir con su arbitrio cultural, sin indagar este desencuentro de mundos. El o la joven que habita actualmente en las aulas no responde a ciertas condiciones generales que se definían como "normales" para un determinado grupo social y de edad.

La heterogeneidad de experiencias personales, de trayectorias escolares, de formas de estar integrando una familia, una comunidad, de relacionarse con el mundo de los adultos y de vincularse con la cultura, pone en cuestionamiento un tipo de relación docente - alumno que caracterizaba a la escuela de antaño.

Las identidades juveniles se construyen con una fuerte presencia de los lenguajes propios del contexto cultural y tecnológico contemporáneo, que a menudo entran en fricción con la cultura escolar. La brecha entre los contenidos que la escuela media selecciona y sus modos de organizar la vida escolar en los formatos tradicionales inciden en la desmotivación por parte de los estudiantes. No asumir los intereses de los jóvenes como construcciones sociales que deben ser problematizadas en la vida escolar, pareciera ser también un elemento que no contribuye a una lectura compleja del vínculo pedagógico.

En este vínculo pedagógico que se teje entre educadores y alumnos es preciso replantear qué estrategias son las más adecuadas para garantizar una convivencia y un diálogo entre los diferentes modos de relacionarse con los lenguajes y con la cultura. Se trata de reinterpretar el conflicto, convirtiendo la tensión en una experiencia pedagógica que torne más atractiva la propuesta de enseñanza y que fortalezca la autoridad docente, desde el saber y desde el lugar de un adulto responsable que acompaña el tránsito de los jóvenes.

Implica el desafío de renovar los modos en que la escuela aloja y valora a las necesidades, los intereses y las producciones culturales de los jóvenes e imaginar otras posibilidades en relación con sujetos diversos, reconociendo sus realidades particulares, escuchando sus problemas y necesidades, y acompañándolos en la construcción de sus proyectos de vida, sin renunciar a la función fundamental de la escuela de transmitir el patrimonio cultural y de formar ciudadanos.


Volver


Para comunicarse: Pizzurno 935, cuarto piso, oficina 406 (ala Marcelo T. de Alvear), CPA C1020ACA, Ciudad de Buenos Aires, Argentina. Tel. 011 - 4129-1000, int. 7339 ó 7445. Correo electrónico: areamedia@me.gov.ar